martes, 28 de abril de 2009

El verano que se fue

El verano se esfumó y abrió paso a un abril ámbar. Junto a las hojas muertas en las calles: los recuerdos.
Me acuerdo, sí; no hubo nada más dulce que mezclarme en tu perfume. El más suave de los castigos era compartir la sábana y la almohada, mientras tu piel me explicaba que no había nada que explicar.
Dos cigarrillos eran la distancia para encontrarte. Tu casa, la puerta y después vos. Las paredes blancas y la alfombra manchada. Las ventanas siempre abiertas, y la brisa veraniega danzando entre mis piernas.
Me acuerdo, sí. Y ahora, entre las hojas muertas en las calles: la rutina.
Despertarme, buscarte entre los recónditos espacios de la cama, caminarte en las mismas veredas angostas, pensarte en los mismos bancos grises; acostarme, volver a buscarte entre las sábanas pero, ahora, sin encontrarte.
Antes que llegue abril, nos envolvimos de desencanto, cada uno admiraba distintos cantos. Creo haberte cruzado en algún lugar. La tensión transformó el aire y ya no supe ni mirar. Escondí mis ojos bajo el flequillo espeso, tu sombra me rozo pero cuando me di vuelta, ya estabas lejos.
Y así estamos: sobreviviendo por otras voces, esquivando el encuentro, desafiando a las estaciones hasta que algún verano nos encuentre libres y de la mano.

11 comentarios:

Claudel dijo...

que hacer
a veces tan cerca de tus palabras
a veces tan con el cigarrillo en la mano me encanta encontrar tu voz en la mía

Diego Nofal dijo...

Que lindo son los amores de verano
la calidez que dura casi un otoño
para que el invierno encuentre otra
forma de calentarnos el alma,

Me encanto tu blog

elastica madrugada dijo...

Que lindo el mensaje que dejaste en mi espacio.
Y re lindo todo lo que hay por aqui.
(=

dijo...

Sin palabras, me sentí muy identificado, me llegó de sobremanera.

Un beso vir, te quiero!

gabriel dijo...

hey.. nada mas tierno que leer a alguien que mide la distancia en cigarrillos y pone de fondo coiffeur....
un abrazo

Matsuo dijo...

Bellísimo, realmente.
Saludos.

Mamarracho dijo...

hermosas letras

Muzza dijo...

Recién pasé por otro blog y sentí un poco que un texto era como mío, que hacía mis palabras. Leo acá lo de Claudel y no puedo más que coincidir, y qué choto se pone todo a veces.

QSUM dijo...

Me gusta el otoño.
Igual no desesperes. Hace 7 meses que vivimos en verano, y con ganas de no irse a ningun lado.

Bobby Perez dijo...

es lo mas romantiko que puede existirrr

Muzza dijo...

Casi un mes desde esto...